Un hombre viola a su perra en plena calle tras obligarle a que le hiciera una felación

Un hombre viola a su perra en plena calle tras obligarle a que le hiciera una felación

El abusador será juzgado por un delito de maltrato animal relacionado con la zoofilia

Detienen a un padre por obligar a su hija de once años a hacerle una felación para pagarle un videojuego

La menor abusada por el ex de Oltra llegó al juicio esposada porque nadie avisó de que era la víctima

Imagen de archivo de una dotación de la Policía Nacional en Alicante JUAN CARLOS SOLER

D. A.

ALICANTE

26/09/2022

Un hombre ha sido detenido por violar a su perra en plena calle tras haberle obligado a que le realizara una felación. El agresor será juzgado próximamente y una protectora se ha hecho cargo tanto de la perra que sufrió la agresión sexual como del resto de animales que tenía el detenido.

Este terrible caso de maltrato animal ha sido denunciado por el naturalista, educador y divulgador alicantino Raúl Mérida.

El agresor, que previamente había masturbado al animal introduciéndole los dedos en sus genitales, cometió los abusos sexuales contra la perra frente a unos transeúntes, que dieron el aviso a la Policía, que procedió a la detención del hombre.

La Fiscalía, según ha avanzado Raúl Mérida en el artículo en el que denuncia el caso en «Información», pide ahora para el arrestado la aplicación del delito de maltrato animal recogido en el artículo 337 del Código Penal.

Penas de cárcel y de inhabilitación por maltrato animal

En concreto, la normativa en vigor en España respecto a los castigos por la práctica de la zoofilia establece que «será castigado con la pena de tres meses y un día a un año de prisión e inhabilitación especial de un año y un día a tres años para el ejercicio de profesión, oficio o comercio que tenga relación con los animales y para la tenencia de animales, el que por cualquier medio o procedimiento maltrate injustificadamente, causándole lesiones que menoscaben gravemente su salud o sometiéndole a explotación sexual a un animal doméstico o amansado o a cualquier animal que no viva en estado salvaje«.

Las penas previstas en el apartado anterior del Código Penal se impondrán en su mitad superior cuando concurra alguna de las circunstancias siguientes. En los casos en los que se hubieran utilizado armas, instrumentos, objetos, medios, métodos o formas concretamente peligrosas para la vida del animal; si hubiera mediado ensañamiento; si se hubiera causado al animal la pérdida o la inutilidad de un sentido, órgano o miembro principal; o si los hechos se hubieran ejecutado en presencia de un menor de edad.

«La zoofilia está muy extendida pero es difícil demostrar los casos»

Raúl Mérida, quien colabora en el programa electoral del Partido Popular de la Comunidad Valenciana en materia animalista, explica a ABC que la práctica de la zoofilia está «muy extendida», pero este caso ha salido a la luz pública y se podrá juzgar ya que la agresión se produjo en la calle.

Al respecto, explica la existencia de prostíbulos de perros en países como Dinamarca, así como casos de abusos sexuales cometidos contra burros o serpientes. Sin embargo, resulta muy difícil demostrar estos abusos porque se producen en la intimidad.

Esta funcionalidad es sólo para suscriptores

Suscribete
Comentarios
0
Comparte esta noticia por correo electrónico

*Campos obligatorios

Algunos campos contienen errores

Tu mensaje se ha enviado con éxito

Reporta un error en esta noticia

*Campos obligatorios

Algunos campos contienen errores

Tu mensaje se ha enviado con éxito

Muchas gracias por tu participación