Casado amenaza con querellarse contra Sánchez si permite a Torra seguir como diputado | España | EL PAÍS
Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Casado amenaza con querellarse contra Sánchez si permite a Torra seguir como diputado

El líder del PP exige la inmediata destitución del presidente catalán tras la última resolución del Supremo

Pablo Casado con el expresidente del PP de Gipuzkoa, Borja Sémper, hoy en San Sebastián. En vídeo, declaraciones de Casado.

El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, ha aplaudido este jueves la decisión del Tribunal Supremo de no suspender cautelarmente la destitución como diputado autonómico del presidente de la Generalitat, Quim Torra, impuesta por la Junta Electoral el 3 de enero tras la sentencia no firme por la que aquel fue inhabilitado por desobediencia. Tras conocer la resolución de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Supremo, Casado ha reclamado “que le quiten el escaño al señor Torra en el Parlament y que no presida un día más en la Generalitat, tal y como establece el propio Estatuto autonómico”. El Estatut establece que el presidente de la Generalitat será “elegido entre los miembros del Parlament”, aunque hay una discusión jurídica sobre si tras ser elegido tiene la obligación de mantener el acta parlamentaria para seguir siendo jefe del Ejecutivo catalán.

Casado ha asistido este jueves en San Sebastián a la inauguración de una exposición sobre Gregorio Ordóñez, parlamentario vasco y concejal del PP en la capital guipuzcoana asesinado por ETA hace 25 años. El líder popular ha resaltado que el cese de Torra como diputado deriva de la solicitud que hizo el PP a la Junta Electoral tras la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña que condenó al president a un año y medio de inhabilitación por negarse a retirar del balcón del Palau de la Generalitat una pancarta a favor de los presos del procés durante la campaña electoral de las municipales del pasado mayo.

Casado se ha dirigido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para reclamarle que suspenda las reuniones previstas con el president porque “no es un interlocutor válido tras haber sido inhabilitado”. Si se produce ese encuentro, sostiene el dirigente conservador, “quien incurrirá en irregularidades administrativas e incluso legales serán Sánchez y el PSOE”. Y ha añadido: “Nosotros estaremos enfrente”.

El presidente del PP ha abogado por la convocatoria de una sesión en la Cámara catalana “para que corra la lista y se elija a otro diputado autonómico”, como ha establecido la Junta Electoral. En caso contrario, ha amenazado con presentar una querella ante el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña “por ser un delito de desobediencia a una orden del Supremo”. Casado ha informado de que harán lo mismo contra Torra “si insiste en ocupar el palacio de la Generalitat” y contra el Gobierno “si no lo cesa de unas funciones que ya no debería ocupar”.

“La sentencia del Supremo es de extremada gravedad”, ha proseguido el popular, porque “Torra ya no es diputado autonómico y Sánchez no lo puede considerar interlocutor. [El presidente del Parlament, Roger] Torrent debe convocar un pleno, y, si no, todos estarían incurriendo en desobediencia, dejación de funciones y prevaricación”. Por tanto, su partido utilizará “todas las medidas legales contra estas desobediencias, prevaricaciones y usurpaciones de funciones públicas que siguen sucediendo a cambio de las investiduras”.

Pablo Casado se ha referido a “cesiones” como que el Gobierno sopese reducir en el Código Penal las penas en los delitos de sedición y las ha interpretado como que el Ejecutivo “quiere una amnistía de facto y un indulto por la puerta de atrás a los presos que han dado un golpe de Estado y han sido condenados por sedición por el Supremo, lo cual es gravísimo”, ha dicho. Casado también ha cargado contra la elección de Dolores Delgado, exministra de Justicia, como fiscal general del Estado.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >