LA MESA DE LOS NOTABLES

martes, 11 de enero de 2022

¿QUÉ ES LA CONFEDERACIÓN INTERNACIONAL DE GENEALOGÍA Y HERÁLDICA?

Francisco Acedo Fernández, miembro de la Comisión Internacional para las Órdenes de Caballería y asociado de la Academia Internacional de Genealogía.

La Confederación Internacional de Genealogía y Heráldica (Confédération Internationale de Généalogie et d’Héraldique – CIGH) se fundó en Bruselas el 13 de noviembre de 1971 por el duque de la Force con el afán de crear lazos de unión permanentes entre las asociaciones y las federaciones que tienen como objeto de estudio la genealogía y la heráldica, así como para defender los intereses de estas ante las autoridades estatales y para apoyarlas en sus relaciones con los organismos oficiales de sus respectivos países. La organización de congresos internacionales de estas materias es uno de sus principales objetivos, así como conseguir los medios necesarios para llevar a cabo las mociones que en estos se acuerden.

La CIGHT nació en el seno de los Congresos Internacionales de Genealogía y Heráldica y se inspiró en la organización de igual nombre nacida en 1901 y que en años posteriores desapareció debido a los agitados avatares políticos internacionales del siglo XX. Los estatutos originales se reformaron en Luxemburgo en 1980 y actualmente se rige por los redactados en Besanzón en 2000.

En la CIGH se integran las dos academias internacionales (Academia Internacional de Heráldica - AIH y la Academia Inernacional de Genealogía – AIG) y más de cien asociaciones y federaciones de los cinco continentes, todas las cuales poseen los más altos estándares de calidad y aceptan, respetan y promueven los principios científicos que rigen la institución. Actualmente la CIGH se encuentra presidida por Pier Felice degli Uberti y en su consejo de dirección se integran especialistas de primer nivel internacional en los campos de las ciencias documentales de la historia. Igualmente existe una oficina permanente para los congresos internacionales que tiene a la cabeza a Kaare Seeberg Sidselrud y una comisión de premios y medallas que reconoce los méritos de personas e instituciones en estos campos científicos.

Uno de los proyectos más ambiciosos en este momento de la CIGH son los cursos universitarios de alta formación en heráldica, genealogía y ciencias documentales de la historia, como el que se ha puesto en marcha en este año académico en la Universidad de Reggio Calabria (Italia). La Confederación tiene una presencia muy activa en medios de comunicación a nivel mundial y publica las actas de los congresos internacionales de ciencias genealógicas y heráldicas, así como su propio boletín.

La CIGH es un organismo muy activo, en continua adaptación y abierta a los nuevos tiempos y mentalidades. Sin lugar a dudas puede afirmarse que es la organización más importante a nivel mundial en el campo de las ciencias documentales de la historia y que reúne a las instituciones más rigurosas desde el punto de vista académico y científico, cuyas tesis se debaten abiertamente en congresos y encuentros académicos, siempre regidos por los más escrupulosos criterios metodológicos, y con la presencia de los máximos y más reconocidos especialistas en estas nuestras materias de estudio.

Francisco Acedo Fernández.

Para más información: https://www.cigh.info/

Publicado por La Mesa de los Notables.



lunes, 10 de enero de 2022

“ITALIA MI NATURA, EL MUNDO MI VENTURA, EL MAR MI COYUNTURA Y ESPAÑA MI SEPULTURA”.

HISTORIA REAL VERSUS LEYENDA OFICIAL.

Fernando Jesús Mogaburo López.

“España, mi natura; Italia, mi ventura; Flandes, mi sepultura”. Un aforismo que, no por más repetido, es menos falaz. Generaciones de españoles que lo han leído, en aquellas obras empeñadas en divulgar una historia plagada de errores y de mitos infundados, han entendido que todos los soldados de los tercios nacían en España, se adiestraban en Italia y morían en Flandes. Nada más lejos de la realidad.

Los españoles apenas suponían entre un 20 y un 30 % en los ejércitos de los Habsburgo (mal llamados Austrias, pues equivale a llamar “Francias” a los Borbones). El grueso lo constituían otras unidades que en los manuscritos aparecían englobadas bajo el nombre de “naciones”: la portuguesa, la italiana (sardos, sicilianos, napolitanos, toscanos, lombardos), la alemana (sajones, francones, alsacianos, suizos, bávaros, austriacos), la eslava (bohemios, croatas, eslovenos), la británica (ingleses, escoceses, irlandeses) y la que podríamos llamar lotaringia (saboyanos, borgoñones, valones, flamencos, holandeses). Aquellos berberiscos, amerindios y austronesios que superasen las pruebas de limpieza de sangre podían enrolarse como soldados o como auxiliares en los tercios de Orán, Túnez, México, Tierra Firme, Perú, Chile, Filipinas y las Molucas. Tercios de cuya existencia reniegan aquellos autores que no buscan la verdad en los archivos sino en las bibliotecas.

Tanto lo soldados españoles como los de naciones podían ser desplegados en su misma provincia de origen o en cualquier otra. Solo una minoría pasó por Italia, bien para guarnecerla en los cuatro tercios fijos (Sicilia, Nápoles, Milán, Saboya) o, preferentemente, para combatir en las numerosas guerras que la asolaron (Lombardía, Calabria, Florencia, Siena, Córcega, Cerdeña, Mesina, Malta). Ni uno solo lo hizo para instruirse, pues el único adiestramiento que conocieron los tercios fue el campo de batalla. En contadas ocasiones, compañías recién reclutadas eran enviadas a Italia para relevar a las desplazadas a otros teatros de operaciones, pero casi siempre marchaban directamente al frente, bien en solitario (como los “pilones” gallegos enviados a Flandes), o mezcladas con las veteranas en tercios mixtos (como los que Alba llevó a Flandes en 1567).

También es falso que Flandes se convirtiera en la sepultura del Ejército español, ni a título individual ni colectivo. En el primer caso, murieron tantos soldados en Flandes como en España, Portugal, Italia, Alemania, Hungría, Grecia, Berbería, Chile y, sobre todo, en el mar. En el segundo, porque los tercios no sufrieron decadencia alguna tras la derrota de Rocroi, pues no tuvo consecuencias estratégicas. Tantas victorias y derrotas cosecharon antes como después, pese a lo cual supieron conservar el imperio prácticamente intacto hasta la muerte de Carlos II. Las únicas pérdidas territoriales se produjeron por renuncia política (Holanda), bancarrota económica (Rosellón), donde no había tercios acantonados (Borgoña) o cuando la falta de reclutas voluntarios obligó a recurrir a levas forzosas de milicianos (Portugal). En cambio, Italia y Flandes siguieron formando parte del Imperio español hasta el tratado de Utrecht gracias, precisamente, a estar defendidas por sus tercios fijos. Algo que la historiografía borbónica ocultó para ensalzar tanto a Felipe V como a Luis XIV, los verdaderos artífices de que España cediera a Francia la hegemonía en Europa. Tanto es así que, una vez reconquistadas Cerdeña, Sicilia y Nápoles, no fueron reintegradas a nuestro imperio, sino entregadas a otros Borbones.

Así pues, yo prefiero enfocar ese aforismo desde el punto de vista de las unidades, y no del soldado: “Italia, mi natura”, porque los tercios nacieron en Lombardía en 1521; “el mundo, mi ventura”, porque desplegaron en seis de los siete continentes; y “España, mi sepultura” porque, una vez transformados en regimientos y expulsados de Europa, continuarían en activo en la península hasta que Fernando VII disolviese todo el Ejército en 1823.

Además, añadiré una cuarta sentencia: “el mar, mi coyuntura”, porque casi todos los tercios se embarcaron, al menos, una vez en su vida. La mayoría, para ser trasladados desde sus áreas de reclutamiento al teatro de operaciones asignado; cincuenta de ellos para combatir embarcados frente a otomanos, franceses, ingleses y holandeses. Pero ser transportado en una nave no convierte a un infante en “marine”, de la misma forma que ser transportado en avión no lo convierte en paracaidista. Tanto los soldados que se embarcaban ocasionalmente para surcar el Mediterráneo como los que combatieron en Lepanto pertenecían al Ejército y no a la Armada. Nunca existió un tercio de galeras, por la sencilla razón de que la vida a bordo era insalubre y de que lo único valioso era la vida del propio soldado. Ese tercio nuevo de la Mar de Nápoles del que afirma descender la actual infantería de marina, no nació en 1537 sino en 1635 y, pese a su nombre, no combatió jamás embarcado, sino en un territorio sin costas como el ducado de Milán.

En realidad, el primer tercio que estuvo a sueldo de la Armada y no del Ejército fue el que escoltaba la armada de la Guarda de Indias, organizada en 1561. Los galeones que surcaban el Atlántico transportaban tanto oro, plata, joyas, armas, enseres y bastimentos, que a la corona, a los armadores y a los comerciantes les resultaba rentable sufragar la soldada de quienes los defendían mediante un impuesto llamado “avería”. En 1602 se organizaron otros tres tercios para escoltar las tres escuadras en las que se articulaba la armada del Mar Océano: Galicia, Portugal y Estrecho, a los que poco después se unió otro formado por napolitanos. Pronto se convirtieron en la fuerza de reacción rápida de la monarquía, interviniendo en escenarios tan dispares como Burdeos, Larache, las Antillas o el Brasil, además de combatir por tierra en Cataluña y Extremadura. Solo uno de ellos pudo legar su historial a una unidad actual, el Regimiento Córdoba, que nada tiene que ver con el tercio de Figueroa, perteneciente al Ejército y disuelto en Flandes. La armada de Barlovento también contó con su propio tercio, mientras que las de Flandes, Mar del Sur y Filipinas se nutrían con compañías segregadas por turno de los tercios fijos. Exactamente igual que las escuadras de galeras del Mediterráneo.

Dejemos de contar mentiras y honremos a nuestros tercios como se merecen: “Italia, mi natura; el mundo, mi ventura; el mar, mi coyuntura; España, mi sepultura”.


Fernando Jesús Mogaburo López.

Publicado por La Mesa de los Notables.

sábado, 8 de enero de 2022

PARA SU LECTURA ONLINE LOS BOLETINES DE EL IAGI Y LA AIOC CORRESPONDIENTES A 2021.

 Boletines y revistas.

Como entrada de hoy,  queremos dejar los enlaces para que cualquier persona interesada pueda consultar, online y en formato pdf, los boletines del “Istituto Araldico e Genealogico Italiano” - IAGI (Instituto Heráldico y Genealógico Italiano) y  de la “Associazione Insigniti Onorificenze Cavalleresche” - AIOC  (Asociación de Galardonados con Distinciones Caballerescas), respectivamente. Los mismos, son un suplemento a la revista “Nobiltà” y a la revista “Il Mondo del Cavaliere” correspondientes al año 2021, que se publican normalmente al inicio del año siguiente.
Como nuestros habituales ya saben la AIOC goza del patronato  de la Internacional Commission for Orders of Chivalry - ICOC (Comisión Internacional para las Órdenes de Caballería).

Para leer el Boletín de el IAGI, en formato pdf, pulsar aquí.
Para leer el Boletín de la AIOC, en formato pdf pulsar aquí.

Publicado por La Mesa de los Notables.


viernes, 7 de enero de 2022

III CENTENARIO DEL IMPERIO RUSO.

Noticias de la Matritense.

Como ya adelantábamos en una entrada anterior de este mismo blog, el 15 de diciembre de 2021 se celebró, en la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, la Jornada de Conferencias titulada El arte del Imperio Ruso, con motivo del III centenario del Imperio Ruso, organizada por la Real Academia Matritense de Heráldica y Genealogía en la efeméride de la adopción del título de Emperador de Rusia por parte de Pedro I el Grande. Participaron el profesor de la Universidad Lomonósov y académico correspondiente de la Real de Bellas Artes de San Fernando Yuri R. Savéliev, que disertó acerca de “El Título imperial en Rusia. Sus orígenes históricos y su influencia en el arte”, y el numerario de la Real Academia matritense de Heráldica y Genealogía don José Luis Sampedro y Escolar, que habló acerca de “Los Románov y el Reino de España. Cuatro siglos de relaciones irregulares”.

En el acto estuvieron presentes el secretario general de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, don José Luis García del Busto Arregui, y el director de la Matritense de Heráldica y Genealogía, don Ernesto Fernández-Xesta y Vázquez, quienes pronunciaron unas breves palabras de bienvenida, cada uno en nombre de su propia Corporación, y presentó a los oradores don Javier Blas Benito, académico correspondiente de la Real de Bellas Artes de San Fernando y encargado de las actividades de dicha entidad.

Una vez finalizadas las intervenciones, el doctor Saveliev hizo entrega, como muestras de reconocimiento, de sendos ejemplares de la insignia conmemorativa del tricentenario (realizada bajo su diseño, y de la que la Casa de la Moneda de San Petersburgo ha realizado sólo cien ejemplares) al Director de la Real Academia Matritense de Heráldica y Genealogía y al ponente Sr. Sampedro, que también fue condecorado con la medalla discernida por la asociación Herencia Imperial, de Moscú, que, pendiente de una cinta azul como la Orden de San Andrés, representa, en su anverso, el retrato de Pedro I y, en el reverso, el escudo imperial ruso.

Los interesados en este asunto pueden consultar igualmente el siguiente artículo firmado por el antes mencionado D. José Luis Sampedro Escolar aquí

Imagen1: De izquierda a derecha: Javier Blas Benito, académico correspondiente de la Real de Bellas Artes de San Fernando; el dr. Yuri R. Savéliev, de la Universidad Lomonósov; el director de la RAMHG, Ernesto Fernández-Xesta; y el numerario y decano de la RAMHG, don José Luis Sampedro Escolar.
Imagen2:Insignia conmemorativa del tricentenario, realizada por la Casa de la Moneda de San Petersburgo, y medalla discernida por la asociación Herencia Imperial, de Moscú.

Publicado por La Mesa de los Notables.

jueves, 6 de enero de 2022

JORNADAS CIENTÍFICAS 500 AÑOS DE LA CREACIÓN DEL MARQUESADO DE AYAMONTE.

Jornadas, seminarios y conferencias.

El escultor e investigador y estudioso de la historia de Ayamonte, don José María Martín Fernández, autor del logo y del cartel que anuncian estas Jornadas, nos remite esta comunicación para su difusión en nuestro blog.

JORNADAS CIENTÍFICAS 500 AÑOS DE LA CREACIÓN DEL MARQUESADO DE AYAMONTE.

Ayamonte, 5 de febrero de 2022.  Auditorio de la Casa Grande.
El Ayuntamiento de Ayamonte y la Diputación de Huelva, en colaboración con las Universidades de Sevilla, Huelva, Cádiz, Córdoba, Complutense y Rey Juan Carlos, la Fundación CEU San Pablo Andalucía, la Academia Andaluza de la Historia, la Sociedad Española de Estudios Medievales y la Fundación Española de Historia Moderna organizan las Jornadas Científicas en conmemoración de la efeméride de los 500 años de la fundación del marquesado de Ayamonte (1521).


Conquistada Ayamonte en 1240, a fines del siglo la villa pasó a manos de Alfonso Pérez de Guzmán, II señor de Sanlúcar de Barrameda, creándose un señorío territorial que abarcaba Ayamonte, Lepe, La Redondela y Cubil, propiedad entonces de los condes de Niebla. Pasó posteriormente a los Zúñiga tras la fundación de un mayorazgo en 1500 por la VII señora, Teresa de Guzmán y Guzmán, a favor de su hijo Francisco de Guzmán. El condado de Ayamonte, creado en 1475 por la reina Isabel I de Castilla, fue elevado en 1521 a marquesado por Carlos I en favor de Francisco de Zúñiga y Guzmán, ampliándose con la fundación de nuevas localidades, como San Silvestre de Guzmán y Villablanca. Francisco Antonio Silvestre de Guzmán y Zúñiga, V marqués de Ayamonte, fue ejecutado en 1648 por orden de Felipe IV tras haber sido acusado de participar en la revuelta andaluza del duque de Medina Sidonia. Ya en el reinado de Felipe V, el marquesado de Ayamonte se uniría por matrimonio al condado de Cabra, títulos que actualmente pertenecen a la casa ducal de Maqueda.

COMITÉ CIENTÍFICO.
Presidente Honorario:
Excmo. Sr. D. Francisco López-Becerra de Solé y Martín de Vargas, marqués de Ayamonte, duque de Maqueda y marqués de Astorga.
Componentes:
Prof. Dr. D. Juan Cartaya Baños (Coordinador. Universidad de Sevilla y Fundación CEU San Pablo Andalucía).
Prof. Dr. D. Juan José Iglesias Rodríguez (Universidad de Sevilla).
Prof. Dr. D. Manuel García Fernández (Universidad de Sevilla).
Prof. Dr. D. Rafael Sánchez Saus (Universidad de Cádiz).

HORARIO.
10,00: Presentación y apertura.

PONENCIAS.
-  10,30: Rafael Sánchez Saus y Daniel Ríos Toledano, Universidad de Cádiz:
 Las relaciones entre Cádiz y el marquesado de Ayamonte a comienzos del siglo XVI: el pleito de 1529.
- 11,00: Juan Luis Carriazo Rubio, Universidad de Huelva: El pleito de un regidor sevillano por el señorío de Ayamonte, Lepe y La Redondela en 1534.
- 11,30: Juan Cartaya Baños, Universidad de Sevilla y Fundación CEU San Pablo Andalucía: “Que el duque don Francisco tenía más acreedores que bienes”. Algunos ejemplos de litigiosidad entre las casas de Béjar y Ayamonte durante la primera mitad del siglo XVII.
- 12,00: Joaquín Rodríguez Mateos, Junta de Andalucía: “Que este caballero no fue el principal en el delito”. Familia, política y traición en la conjura andaluza de 1641.
- 12,30: Luis Salas Almela, Universidad de Córdoba: Del peso de la culpa o cómo la conjura de 1641 separó los caminos de las casas de Ayamonte y Medina Sidonia.
- 13,00: José Antonio Guillén Berrendero, Universidad Rey Juan Carlos: La heráldica del marquesado de Ayamonte al servicio de una idea: la singularización de la excelencia en la Edad Moderna.
- 13,30: Antonio Sánchez González, Universidad de Huelva: El archivo imaginado de los marqueses de Ayamonte.
- 14,00: Fin de la jornada de mañana.
- 16,00: Juan Clemente Rodríguez Estévez, Universidad de Sevilla: Las pinturas murales de la ermita de San Cristóbal de Lepe.

 COMUNICACIONES.
- 16,30: Elena Escuredo (Universidad de Sevilla), Diana Olivares Martínez (Universidad de Valladolid), Pablo J. Pomar Rodil (Universidad de Cádiz): Ilustrar la historia de la villa de Lepe: un episodio clave para la casa de Guzmán.
- 17,00: Isabel M.ª Melero Muñoz, Universidad de Sevilla y Sorbonne Université: El mayorazgo de Ayamonte: conflicto sucesorio entre el X duque de Béjar y la III marquesa de Villamanrique (1662-1676).
- 17,20: Fernando Gabardón de la Banda, Centro Cardenal Spínola CEU: El sepulcro de los marqueses de Ayamonte en el antiguo convento Casa Grande de San Francisco de Sevilla.
- 17,35: Bárbara Rosillo Fairén, doctora en Historia del Arte: ¿Cómo habría vestido el marqués de Ayamonte? La indumentaria del noble español en el siglo XVII.
- 17,55: Enrique Arroyo Berrones, Universidad de Huelva: Semblanza de los cinco primeros titulares del marquesado de Ayamonte.
- 18,15: Clausura.


Aún falta por determinar la fecha de entrega del busto del primer Marqués de Ayamonte, del escultor Martín Lagares, como así mismo de la presentación del libro “El Marquesado de Ayamonte en la Edad Moderna” del historiador don Manuel González Díaz.

Publicado por La Mesa de los Notables.

 

miércoles, 5 de enero de 2022

LA DOCTORA MAGDALENA DE PAZZIS PI CORRALES INGRESA EN LA ACADEMIA DE LAS CIENCIAS Y LAS ARTES MILITARES.

 

El pasado 9 de diciembre de 2021 tuvo lugar el acto de ingreso de la doctora Magdalena de Pazzis Pi Corrales, como académica de número de la Academia de las Ciencias y las Artes Militares, en una ceremonia  que tuvo lugar en el Salón de Actos de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Armas Navales. A la nueva académica le fue impuesta la medalla número 33 y queda adscrita a la sección de Historia Militar.

Un momento del acto ( imagen https://acami.es/)

La doctora de Pazzis leyó su discurso de ingreso que versaba sobre la «Vida y muerte de los Tercios del Mar (siglos XVI-XVII)».  Por su parte el académico Enrique Martínez Ruiz contestó con la laudatio al discurso de la nueva académica, intervención que inició  rememorando cómo conoció a la académica en 1978 como alumna en la Facultad de Geografía e Historia de la Universidad Complutense de Madrid. Finalizado ambos, el presidente de la Academia impuso su medalla a la doctora  de Pazzis  entregándole el diploma que acredita su pertenencia a esta institución.

La Academia de las Ciencias y las Artes Militares, como nuestros habituales conocen, nace el 10 de abril de 2018, con la finalidad primordial de fomentar la cultura militar en todos los ámbitos de la sociedad, así como de favorecer las actividades literarias, artísticas y científicas que puedan redundar en beneficio de la promoción de la cultura militar.

Para saber  más sobre esta institución:https://acami.es/

Publicado por La Mesa de los Notables.


martes, 4 de enero de 2022

“HERALDER”: EL DISEÑO HERÁLDICO DIGITAL LLEVADO AL MÁS ALTO NIVEL.

Heráldica en la red. 

El 26 de noviembre del pasado 2021 subimos, como entrada de este blog, un post dedicado a dar a conocer la acuñación por parte del Arzobispado Castrense de España, de la Medalla Conmemorativa del Centenario de Santa Bárbara como Patrona de la Artillería Española.
De  la misma nos llamó positivamente la atención, además del diseño, la ejecución vectorial  tanto de la medalla como de los motivos que contiene el diploma de la concesión, diseño ambos del artista y estudioso de la Heráldica el académico correspondiente de la Real y Matritense don Juan Fernández Molina y  ejecución vectorial de “Heralder”.


¿Heralder? ¿Quién es Heralder?, realmente de este magnífico artista conocíamos su obra pero hasta ese momento ignorábamos  quién se escondía tras el pseudónimo que firma las que sin duda son las mejores ilustraciones heráldicas existentes en Wikipedia. Cualquiera que se asome a esta famosa enciclopedia habrá disfrutado de los trabajos heráldicos de “Heralder”.
Carlos Salgado Álvarez (“Heralder”) comenzó, en el año 2010, a subir diseños  en formato vectorial en el banco de imágenes de la Wikipedia movido por la más que dudosa calidad, tanto en resolución como en diseño, de muchas  de las imágenes heráldicas que ilustraban los artículos de  dicha enciclopedia en la red.
Recurriendo al formato vectorial con Inkscape, disponible bajo licencia de Adobe Illustrator,  consiguió  plasmar  la calidad que tenían los diseños de muchos reposteros heráldicos y banderas bordadas, poniendo especial hincapié en la representación de las coronas o incorporando soportes, tenantes o sostenes a los diseños.
Pronto, para reproducir un elevado número de emblemas y motivos heráldicos, empezó a reutilizar algunos elementos (adornos exteriores y figuras humanas fundamentalmente) de otros autores de gran  nivel como es el caso de “Sodocan”, amparado bajo licencias “creative-commons”, motivo por el cual siempre se resistió a que los archivos creados se presentasen con su auténtico nombre.

Su diseño se  caracteriza por cuidar la forma exterior de los muebles heráldicos, aunque se presenten en armas compuestas, algo que facilita el formato vectorial. Con la experiencia  e influencia de otros diseñadores fue obteniendo unos resultados estéticamente magníficos aplicando un máximo de tres o cuatro capas de tonalidades en cada mueble o pieza de un blasón, para contrarrestar así  la excesiva luminosidad y uniformidad de los colores en formato electrónico, obteniendo un efecto semejante a los matices que  logran en sus obras los artistas que pintan a mano.
Entre sus diseños queremos destacar las versiones de los escudos históricos de los Reyes de España; la heráldica de las regiones, provincias, comarcas, islas y municipios; los escudos de las Fuerzas Armadas y los escudos de los condecorados con las principales órdenes españolas. 

Éstos y otros de este magnífico artista digital se pueden encontrar en la  página en wikimedia commons: https://commons.wikimedia.org/wiki/User:Heralder

Ilustración: escudo con todas las armas dinásticas, sostenido por el águila de San Juan y el ángel introducido por Felipe V. Se muestran los Sagrados Corazones, por el centenario de la Consagración de España en 2019, los lemas históricos, las divisas y las cimeras reales españolas (con la aragonesa engrandecida con el conjunto completo de San Jorge y el dragón).
Algunos elementos extraídos de:
-Escudo de España. Dominio público [Wikimedia Commons]. Diseño de C. Navarro 
-Escudo grande del Duque de Anjou y Cádiz. Atribución-CompartirIgual 4.0 Internacional (CC BY-SA 4.0)
-Galería heráldica usuario:Sodacan [Wikimedia Commons]. Atribución-CompartirIgual 3.0 No portada (CC BY-SA 3.0)

Publicado por La Mesa de los Notables.