La Reina Isabel II del Reino Unido ignoró deliberadamente a Harry - MDZ Online
La Reina Isabel II del Reino Unido ignoró deliberadamente a Harry

La Reina Isabel II del Reino Unido ignoró deliberadamente a Harry

La monarca de Gran Bretaña habló en la cumbre por el cambio climático a través de una pantalla, y alabó a Carlos y William, pero ni siquiera mencionó a Harry. También dejó de lado a Camilla Parker Bowles, Kate Middleton y Meghan Markle.

MDZ Sociales

MDZ Sociales

La Reina Isabel II, quien ya cuenta con 95 años, rindió homenaje esta noche a su hijo Carlos y a su nieto William, quienes siguen su línea sucesoria, debido a los esfuerzos realizados al llamar a la reflexión del mundo sobre la crisis climática.

Sin embargo, lo notorio fue que en ningún momento hubo una mención o un reconocimiento al príncipe Harry, quien también se ha expresado varias veces sobre el tema.

La reina también mencionó en su discurso la lucha de décadas por concientizar sobre el calentamiento global que llevó adelante su difunto esposo Felipe: esa es la batalla que Charles y William han asumido.

Al mencionar a sus herederos, la monarca dijo en la cumbre que "no podría estar más orgullosa" del arduo trabajo que habían emprendido. Su Majestad expresó: "Es un gran orgullo para mí que el papel principal que desempeñó mi esposo en alentar a la gente a proteger nuestro frágil planeta, siga vivo a través del trabajo de nuestro hijo mayor Charles y su hijo mayor, William. No podría estar más orgullosa de ellos".

Harry quedó en el olvido

El príncipe Harry tiene un historial impresionante en cuanto a la lucha personal que ha emprendido sobre las acciones del cambio climático en el planeta. En tiempo reciente, cuando organizó Global Citizens Live en Nueva York, es el último ejemplo.

Sin embargo su retirada de la vida real y el hecho de que no asistió a la COP26 en Escocia fue quizás la razón por la que su abuela no lo mencionó en los elogios.

La monarca dijo que era apropiado que las conversaciones de la COP26 se llevaran a cabo en Glasgow, ya que alguna vez fue el corazón de la revolución industrial de Gran Bretaña. También rindió homenaje a quienes se han enfrentado con entusiasmo a la crisis climática en sus propias vidas, incluidos los jóvenes.

Harry fue soslayado.

Su Majestad no pudo asistir a las conversaciones sobre el clima en Glasgow después de que canceló todos los compromisos públicos por orden de los médicos. El Palacio de Buckingham anunció esta semana que la Reina solo realizará "tareas livianas en el escritorio" a medida que se recupere.

Con un vestido verde y un broche de mariposa, habló a la cumbre a través de un enlace de video grabado en el Castillo de Windsor.

Dirigiéndose a los líderes mundiales a través de un video, Su Majestad agregó: "En los próximos días, el mundo tiene la oportunidad de unirse al objetivo compartido de crear un futuro más seguro y estable para nuestra gente y para el planeta del que dependemos. Ninguno de nosotros subestima los desafíos que tenemos por delante".

Un discurso que llama a la acción

"La historia ha demostrado que cuando las naciones se unen en una causa común, siempre hay espacio para la esperanza. Trabajando codo a codo, tenemos la capacidad de resolver los problemas más insuperables y de triunfar sobre la mayor de las adversidades", siguió la soberana británica.

La Reina también instó a los líderes a "elevarse por encima de la política del momento" y "lograr una verdadera habilidad política" al abordar la crisis climática. Esto se produce después de días de enfrentamientos entre el francés Emmanuel Macron y el primer ministro Boris Johnson sobre los derechos de pesca del Brexit.

La monarca de 95 años terminó su discurso diciendo a los líderes mundiales que "el tiempo de las palabras ahora se ha trasladado al momento de la acción". Ella agregó: "Por supuesto, los beneficios de tales acciones no estarán allí para que todos los que estamos aquí hoy los disfrutemos: ninguno de nosotros vivirá para siempre".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?